¿Cuánto consume un aire acondicionado?

22 junio 2023

10

Cuánto-consume-el-aire-acondicionado

Afuera puede que esté lloviendo fuego. Es agosto en la ciudad. ¿Te suena esta situación? El aire acondicionado es una necesidad en muchos hogares y espacios de trabajo, en concreto durante los calurosos meses de verano. Pero tal y como están los precios de la luz es normal que te preguntes cuánto consume un aire acondicionado.

En este artículo, exploraremos la gran pregunta que afecta al bolsillo y la salud, no queremos que sufras un golpe de calor. Además, analizaremos el consumo en kilovatios (kW) del aire acondicionado, discutiremos la viabilidad de los aires acondicionados de bajo consumo y compartiremos contigo cómo ahorrar energía en el uso del aire acondicionado durante el verano. Es hora de refrescarse.

En España, donde las temperaturas pueden alcanzar niveles extremadamente altos durante el verano, aclimatar los edificios es una necesidad para garantizar el confort y la productividad en los hogares y lugares de trabajo, con el ojo siempre puesto en cuánto consume un aire acondicionado.

El consumo de energía de un aire acondicionado puede variar según la potencia del equipo, la temperatura establecida y el tiempo de funcionamiento

La demanda de sistemas de aire acondicionado eficientes crece cada año, ya que más personas buscan mantener un ambiente fresco y agradable en medio del calor sofocante. Pero ojo, porque es importante tener en cuenta el consumo energético de estos sistemas y buscar opciones que ofrezcan un equilibrio entre comodidad y eficiencia, no sea que llegue el momento de pagar a la eléctrica y del susto no sepas cómo leer e interpretar una factura de luz.

¿Cuánto consume un aire acondicionado?

El consumo de energía de un aire acondicionado puede variar según la potencia del equipo, la temperatura establecida y el tiempo de funcionamiento. En general, los aires acondicionados más antiguos y menos eficientes tienden a consumir más energía que los modelos modernos de alta eficiencia energética.

El consumo energético de estos equipos se mide en kilovatios (kW) por hora. Para que te quedes con una idea aproximada, un aparato doméstico de tamaño promedio con una potencia de 2.500 a 3.000 vatios o 2,5 a 3 kW, puede consumir alrededor de 0,9 a 1,2 kW por hora de funcionamiento continuo. Recuerda que estos valores son estimaciones y pueden variar según el modelo específico y las condiciones de uso.

Si estas cifras te suenan a galimatías, no te preocupes, te contamos de otra forma cuántos kW consume un aire acondicionado: más que cualquier otro electrodoméstico habitual que tengas en casa. Una lavadora rondará los 1,5 kW, una tele un máximo de 0,4 kW, 0,9 kW el microondas más potente… Frente a los 2,5 o 3 kW del aire acondicionado. Estar fresquito cuesta mucha energía.

Aire acondicionado de bajo consumo, ¿es rentable?

Los aires acondicionados de bajo consumo energético son una opción cada vez más popular debido a su promesa de reducir el consumo de electricidad. Estos equipos están diseñados para ser más eficientes y minimizar el consumo de energía sin comprometer el rendimiento de enfriamiento.

Aunque estos aparatos de bajo consumo suelen tener un precio inicial más alto que los modelos convencionales, a largo plazo pueden resultar más rentables. Al consumir menos energía, ayudan a reducir la factura de electricidad y a disminuir el impacto ambiental.

Los aires acondicionados de bajo consumo energético son una opción cada vez más popular debido a su promesa de reducir el consumo de electricidad

Es importante considerar factores como la eficiencia energética, el tamaño de la habitación a enfriar y el uso esperado antes de tomar una decisión de compra. Consultar con expertos en climatización y revisar las clasificaciones de eficiencia energética pueden ayudar a seleccionar un aire acondicionado de bajo consumo adecuado y rentable.

Cómo ahorrar con el aire acondicionado en verano

Si tu preocupación por cuánto consume un aire acondicionado sigue latente, tenemos buenas noticias. Ahorrar energía con el aire acondicionado en verano puede reducir la factura de la luz y contribuir a un uso más sostenible de los recursos. Por eso, compartimos contigo algunos consejos prácticos para maximizar la eficiencia y reducir lo que gastas al utilizar el bendito aparato enfriador:

  1. Establece una temperatura adecuada a un nivel cómodo, pero no muy frío, porque puede ayudar a reducir el consumo de energía. Un rango de temperatura recomendado es entre 23°C y 25°C.
  2. Mantener puertas y ventanas cerradas. Este consejo es de primero de cómo ahorrar con el aire acondicionado en verano. Si te aseguras de que las puertas y ventanas están cerradas cuando el equipo está en marcha evitas la entrada de aire caliente desde el exterior y ayudas a mantener una temperatura constante en el interior.
  3. Aprovechar la ventilación natural. Durante las horas más frescas del día, como por la mañana temprano o por la noche, puedes abrir las ventanas de la casa o la oficina y permitir que entre el aire fresco. Ayudará a reducir la necesidad de usar el aire acondicionado.
  4. Utiliza ventiladores de techo: complementar el aire acondicionado con ventiladores ayuda a distribuir el aire fresco de manera más eficiente y permite aumentar la sensación de confort sin necesidad de bajar la temperatura.

Estas cuatro pequeñas ideas te ayudarán a ahorrar con el aire acondicionado en verano, pero entremos en detalles con la que más cuesta. El complemento perfecto: el ventilador.

¿Un ventilador gasta mucha luz?

Si quieres complementar tu equipo de aire acondicionado seguro que te estás preguntando si un ventilador gasta mucha luz. Lo cierto es que, en comparación con sus primos climatizadores, los ventiladores de techo consumen significativamente menos energía. Por lo general, el primo pequeño con aspas consume alrededor de 20 a 75 vatios por hora, muchísimo menos que un aire acondicionado.

Los ventiladores no gastan mucha luz y proporcionan una sensación de enfriamiento a través de la circulación de aire, que a su vez eleva la temperatura del termostato y reduce la dependencia del aire acondicionado. Por eso comentábamos que utilizar ventiladores en combinación con el equipo principal de climatización puede ayudar a ahorrar energía y reducir la factura de la luz a largo plazo.

En resumen, si te preocupa cuánto consume un aire acondicionado ten en cuenta que varía según varios factores, como la potencia del equipo y su eficiencia energética. Recuerda que los aparatos más modernos y eficientes consumen menos energía, lo que implica un ahorro interesante a largo plazo. Además, los aires acondicionados de bajo consumo son una opción rentable que puede ayudar a reducir tanto los costos de electricidad como el impacto ambiental.

Prepárate, porque viene el verano y agradecerás tener cerca un equipo de climatización que no te rompa el bolsillo.

Pagar con tu móvil te conviene.
Google Pay

Saber más