Todos hablan de ella pero nadie conoce sus secretos: reforma de la ley hipotecaria

13 junio 2019

49

La reforma de la ley hipotecaria

¿Has oído hablar de la reforma de la ley hipotecaria? ¿No tienes clara su formulación y te preocupa? Está en boca de los que quieren comprar el hogar de sus sueños, de los que ya están pagando una hipoteca, de los profesionales del sector inmobiliario, de los empleados de banca, de los periodistas… Todos hablan de ella pero pocos conocen sus secretos.

En esta entrada resolveremos tus dudas sobre la reforma en la ley hipotecaria y todo lo que rodea a la firma de una hipoteca para conseguir la casa que quieres. Sabemos que no es fácil y queremos estar contigo.

La nueva ley de crédito inmobiliario fue aprobada por el Congreso de los Diputados el jueves 21 de febrero de 2019 tras más de un año de tramitación. Es la adaptación de una directiva europea destinada a proteger al consumidor financiero que debería haber sido aprobada en abril de 2016. Por cierto, este retraso podría haber supuesto una multa de 100.000€ diarios para el país.

La reforma de la ley hipotecaria es la forma más común de referirse a esta nueva normativa, cuyo nombre es Ley Reguladora de los Contratos de Crédito Inmobiliario. Entrará en vigor 30 días naturales después de aparecer publicada en el Boletín Oficial del Estado (BOE), es decir, el 17 de junio ¿En qué consiste?

“La reforma hipotecaria limita la venta de productos vinculados a la hipoteca, como los seguros”

Reforma de la ley hipotecaria: novedades

La nueva ley introduce novedades clave en el mercado hipotecario, desde la desaparición de las cláusulas suelo hasta una mayor protección de las familias contra los desahucios, así como nuevas exigencias de transparencia en la venta de préstamos o presupuestos de préstamos.

En cuanto a la transparencia, los bancos tienen la obligación de facilitarte toda la información sobre la hipoteca que vas a contratar al menos 10 días antes de la firma del contrato. Por ejemplo, esto incluye la entrega de una copia del mismo, de una Ficha Europea de Información Normalizada (FEIN) así como una Ficha de Advertencias Estandarizadas (FiAE) que contenga los detalles sobre riesgos y posibles efectos de cada cláusula, entre otros.

Además, puedes consultar todas tus dudas sobre el contrato al notario en la visita obligada que tienes que realizar con al menos un día de antelación a la firma de tu hipoteca. El notario también debe revisar que no existan cláusulas abusivas.

Recuerda que el documento que te proporcione el banco debe detallar el coste del préstamo sin obligarte a contratar otros productos y, en todo caso, ofrecerte la posibilidad de condiciones más ventajosas si los contratas. En relación con este asunto, la reforma hipotecaria no permite la venta de productos vinculados para acceder a la hipoteca y limita la de otros como los seguros.

“La nueva ley de crédito inmobiliario fue aprobada por el Congreso de los Diputados el jueves 21 de febrero de 2019”

Otro aspecto relevante de la Ley Reguladora de los Contratos de Crédito Inmobiliario es que el interés de demora se limita al interés remuneratorio más tres puntos. El interés de demora es el dinero que, además de los intereses habituales, debes pagar para compensar por el retraso en el pago de una cuota.

Respecto a las comisiones, la reforma también introduce novedades. Solo permite una única comisión por apertura. Además, el pago anticipado tendrá una comisión para las hipotecas a tipo fijo del 2% en la primera década y del 1,5% en adelante. Para las hipotecas variables, la comisión será del 0,25% en los 3 primeros años y del 0,15% en el primer lustro. 

Ligada a los tipos de hipoteca está la siguiente novedad: la Ley Reguladora de los Contratos de Crédito Inmobiliario facilita convertir las hipotecas variables en fijas con un coste del 0,15% en los tres primeros años. Después, no te costará nada.

Dos aspectos novedosos de la nueva ley hipotecaria que están pasando algo desapercibidos son: que la banca ya no puede ligar el salario de sus agentes al volumen de créditos concedidos; y que las hipotecas en moneda extranjera pueden cambiarse a euros siempre que quieras.

Finalmente, la nueva ley protege a las familias de los desahucios. Las entidades no podrán iniciar un procedimiento de ejecución hipotecaria hasta 12 o 15 meses después de que un préstamo entre en mora, frente a los 3 meses del sistema anterior, lo que esto dificultará la capacidad de los bancos de recuperar los créditos hipotecarios morosos.

Esperamos que ahora que conoces los secretos de la reforma en la ley hipotecaria estés más tranquilo y, si estás pensando en comprar el hogar de tus sueños, deberías echar un vistazo a nuestra Hipoteca Pibank.

Una forma más fácil y rápida de pagar.
Google Pay

Saber más